Cambio en la Ley Aduanera: rectificación de pedimento

20 de diciembre, 2018

Con la entrada en vigor de la reforma al artículo 89 de la Ley Aduanera, la posibilidad de rectificar operaciones aún cuando las facultades de comprobación concluyan, sólo podrá hacerse en aquellos casos donde las autoridades no hayan encontrado irregularidades en los datos asentados en el pedimento.

Los contribuyentes podrán rectificar los datos contenidos en el pedimento el número de veces que sea necesario, siempre que lo realicen antes de activar el mecanismo de selección automatizado.

Una vez activado el mecanismo de selección automatizado, se podrá efectuar la rectificación del pedimento, salvo en aquellos supuestos que requieran autorización del Servicio de Administración Tributaria, establecidos mediante reglas.

 

Mecanismo automatizado

Conocido en el medio como el semáforo; es un sistema que determina cuando una mercancía de importación o exportación será sometida a reconocimiento aduanero para cerciorarse de que se cumple con todas las regulaciones arancelarias y no arancelarias del producto.

 

Si el mecanismo de selección automatizado determina que debe practicarse el reconocimiento aduanero, o bien, se haya iniciado el ejercicio de facultades de comprobación, no procederá la rectificación del pedimento, sino hasta que concluyan dichos actos y la autoridad no haya encontrado alguna irregularidad sobre los datos asentados en el pedimento, salvo en aquellos casos en que el Servicio de Administración Tributaria lo establezca en reglas. 

 

En pocas palabras, el artículo 89 de la Ley Aduanera se modificó este 2018 para indicar que durante el despacho de mercancía no procede la rectificación de pedimento.

 

La rectificación de pedimentos se puede realizar siempre y cuando no se modifique alguno de los siguientes conceptos:

  1. Número de piezas, volumen y otros datos que permitan cuantificar las mercancías.
  2. La descripción, naturaleza, estado y demás características de las mercancías que permitan su clasificación arancelaria.
  3. Los datos que permitan la identificación de las mercancías, en su caso.
  4. Los datos que determinen el origen de las mercancías.
  5. El registro federal de contribuyentes del importador o exportador.
  6. El régimen aduanero al que se destinen las mercancías, salvo que esta Ley permita expresamente su cambio.
  7. El número de candados oficiales utilizados en los vehículos o medios de transporte que contengan las mercancías cuyo despacho se promueva.  

En One Core sabemos que los errores en pedimentos son una verdadera preocupación para tu empresa. Por eso desarrollamos un sistema integral de comercio exterior que te ayuda a:

  • Revisar y auditar tus pedimentos antes de validarlos y pagar las contribuciones correspondientes.
  • Evitar contratiempos y pérdidas económicas con la administración adecuada de tus pedimentos.
  • Librarte de hacer el trámite de rectificación.
  • Supervisar diariamente si estás pagando tus pedimentos sin errores.

Solicita una demostración de OneCore

Recibe en tu correo información sobre cambios en regulaciones o nuevas reformas y evita multas del SAT

Artículos relacionados

10 formas para que tu empresa evite multas en comercio exterior

El comercio exterior es un sector con tantas regulaciones que las empresas medianas no siempre pueden estar al día, lo cual puede causarles multas por parte de las autoridades ...

Los 3 tipos de regulaciones y restricciones no arancelarias más comunes

Existen varios tipos de regulaciones y restricciones no arancelarias (RRNAs) como los permisos previos, los marcados de país de origen y las cuotas compensatorias en comercio ...